Avisos (click!)


Traducción Español-Inglés: Vic-San
Traducción Inglés-Japonés: Chrysanthemum Garden.


 Capítulo 1. “Un nuevo caballero” (I)

Ubicada en la región noroeste del territorio de los Lesserhains se encuentra Ciudad Leca. 

-¡Que buen clima!- Dijo Vio, disfrutando del té en su habitación, como de costumbre. 

Han pasado dos años desde ese día de invierno. El día en el que el verdadero Vio murió y el alma de Mikumo Yamato entró a su cuerpo. Actualmente, Vio tiene 15 años. 

Vio vivía, junto a algunos sirvientes, en una mansión en la ladera de una colina de Ciudad Leca; esta se encuentra al pie de la sierra del Alpé, por esta razón, los inviernos se alargan pero a pesar de esto había llegado la primavera; flores de colores brillantes habían comenzado a florecer en el jardín. Vio que bebía de su té mientras veía a Ed, el jardinero, atender diligentemente los árboles, se preguntaba si debía seguir leyendo hasta la hora del almuerzo. 

Durante los últimos dos años, ya había leído la mayoría de los libros de su estudio, pero no había nada de malo con releerlos y revisar la información que contenían. 

Las mariposas bailaban entre las flores «Ah cierto. Tal vez debería mejorar la técnica de para ese poco de magia espiritual que preparé para entretener a la gente. Luz en forma de mariposas revoloteando por el viento»

Sus pensamientos vagaban hacia la fórmula estructural de la técnica cuando el toque de la puerta lo libró de su ensueño. Vio le permitió a la persona que entrara; el viejo mayordomo de buen físico entró con un sobre entre las manos. 

-Joven maestro, recibió una carta de Su Excelencia. 

-Ya veo, perdón por la molestia, Jill. 

Al recibir el sobre Vio lo voltea, y en la parte de atrás, las palabras  “Viola Lesserhain”, resaltan en una letra preciosa. Este era el nombre de la madre de Vio. 

Voltea la mirada hacia el escritorio en busca de un abridor de sobres. Sin embargo, antes de que pudiese reaccionar más, Jill le da uno -Por favor, use este, joven maestro-

-Gracias- Pensando en la consideración de Jill, Vio no pierde más tiempo para romper el sello. -Mi madre es una persona tan dedicada, sigue mandándome cartas una vez a la semana, ni siquiera me da tiempo de responderle. 

-De hecho yo también recibí una carta. Su Excelencia me ha ordenado que me asegure de que responda a sus cartas.

-Oh no, entonces estoy en problemas- Una sonrisa irónica se extendió por los labios de Vio. Incluso si Jill le insistia en responder, no lo haría. De cualquier forma, no tenía sobre qué escribir. 

-Su excelencia se preocupa de que el Joven Maestro esté viviendo bien. Después de todo está viviendo solo en este lugar lejos de la residencia del Duque. 

-Me siento mal por mi madre, pero estoy muy a gusto ya que no tengo que estar ante la presencia de mi hermano, estoy cansado de que se burle de mí todo el día; se la pasa diciendome “Ni siquiera puedes salir de la casa, que vergüenza” o me llama “la desgracia de nuestra honorable familia” 

-Por favor, no se preocupe por el lenguaje abusivo de esa persona. No es culpa del Joven Maestro que no pueda salir- dijo Jill con ira en sus palabras. Su tono se volvió más suave cuando dijo:-Además el joven maestro sobresale en magia espiritual. Eso ya es suficiente- Aunque usualmente Jill mantenía la calma, su rostro se volvía aterrador cada vez que Vio siquiera mencionara a su hermano mayor, Rupheus. 

Originalmente Jill era el mayordomo personal de la madre de Vio. Dicho esto, él había estado preocupado por Vio desde que era niño.

Antes de que el alma de Yamato entrara a este cuerpo, Vio no era más que el hijo patético de la familia; era inferior a su hermano mayor, que era 5 años mayor que él, en todo: artes marciales, estudios, etiqueta y magia espiritual. Por eso todos hablaban mal de él a sus espaldas y le pusieron el sobrenombre de “hijo incompetente”. Debido a su falta de talento incluso Rupheus y su padre lo miraban con ojos de indiferencia. 

Pero Jill había cuidado de Vio incluso en ese entonces; cuando expulsaron a Vio de su territorio, solo, él se ofreció a seguirlo. De entre todos los sirvientes, Vio le tenía más confianza a él. 

-Gracias Jill- dijo Vio con una risita -Entonces ¿Qué escribió en la carta de hoy?

Esperaba que su madre se quejara de que su hermana menor, Flora, había hecho un berrinche y quería verlo; pero lo que en realidad estaba escrito le hizo corregir su postura por reflejo. 

-¿Hmm? ¿Hmmm?

No se había dado cuenta que estaba arrugando la carta.1 Sin importar cuantas veces la releyera, lo mismo seguía estando escrito. 

-...Esto es lo peor- murmuró Vio, su cara se volvió una de resentimiento. 

Con una expresión llena de angustia Jill le preguntó: -¿Hay algún problema en la residencia del Duque?-

-¡Ah no! Mi familia está bien. Más bien… parece que va a venir un caballero. 

-¿Un caballero?

Vio asintió. -Sí. Según mi madre es mi nuevo caballero guardián. Mi hermano lo odiaba y lo despidió, así que ella lo contrató para mi. - Él suspiró. Su madre no debería de regalar un caballero como si fuese un asunto trivial, también provocaría descontento a la persona en cuestión. 

Junto a él, Jill frunció el ceño. Un espectáculo aterrador para la vista. -¿Lord Rupheus hizo tal cosa? ¿Despidió a otro caballero?-

-Sí, con este serían tres. Pero esta vez tuvo dificultades para alejar al caballero, sin mencionar que el caballero es en realidad esta persona.- Vio le extendió la carta; antes de aceptarla Jill dijo un “Con permiso”. 

-¡Oh! ¡¿Que no es Sir Legion Salt?! Tiene razón, Lord Rupheus no puede simplemente despedir a alguien como él. Es el espadachín más hábil de este reino, ¿no es así?

Una persona bien informada como Jill, sabía lo importante que era esta persona con solo mirar su nombre. Él sonrió ampliamente, su alegría era evidente. -Se dice que es una persona maravillosa que ama la justicia y la honestidad por encima de todo. ¡Es digno de convertirse en el caballero guardián del joven maestro! 

-Me estás sobreestimando Jill. Yo no soy digno de él. ¿Por qué solicitó ser un simple caballero en nuestra familia? Debería haberse unido al pelotón de los Caballeros Reales, ¿no crees?

Al igual que en la trama de "La princesa baila con la noche", la familia Lesserhain se encuentra actualmente en la cima de la inmoralidad entre los nobles, explotando el sistema fiscal al máximo. Si los ciudadanos no podían pagar, los obligaban a vender a sus hijas a burdeles2 o a trabajar como voluntarios en residencias nobles sin recibir ninguna compensación. Si eso todavía no fuera suficiente, los hombres de la familia serían arrojados a la arena, obligados a pasar por situaciones horribles como un mero espectáculo, incluso si él que sostenía a su familia.

Su padre era cruel. A su hermano le gustaba el lujo y tenía una personalidad terrible. Sin embargo, su destreza militar era innegable, tanto que las leyes no aplicaban para ellos. 

Siempre que estallaba la guerra, acumulaban montañas de logros militares sin falta. Además, su madre era la hermana menor del actual rey. Nadie se atrevía a meterse con el duque de Lesserhain.

Erik, el antiguo caballero guardián de Vio en quien había confiado inmensamente, traicionó a su maestro porque había experimentado personalmente la corrupción de la familia Lesserhain. Después de que Vio realizó una investigación, descubrió que el padre de Erik había sido encarcelado por un cargo falso y pereció en la cárcel por una enfermedad. Los nobles no respondieron a Erik sobre la muerte de su padre , sin importar cómo había tratado de llamar su atención. Esto lo llevó a vengarse mezquinamente con Vio y  posteriormente desapareció.

Todavía tenían que atraparlo, pero Vio no quería saber de su paradero. No había investigado más ya que su pecho latía de dolor solo por el recuerdo de Erik.

Jill negó con la cabeza ante la respuesta de Vio y dijo insistentemente -Joven Maestro, ¿de qué está hablando? Este sirviente sabe muy bien que usted, es una persona amable. La familia Lesserhain no tiene un hijo tan espléndido como usted.

-De verdad ... ¿Qué estás tratando de lograr halagándome, Jill?-  El asombro salpicaba su sonrisa al mismo tiempo que Vio volvía a insertar la carta en el sobre una vez que Jill se la devolvió.  -Me alegra que pienses tan bien de mí, pero cuando venga Sir Salt, despídelo.- 

-Pero, Joven Maestro…

-Lo siento, Jill. No necesito un caballero guardián. Todavía tengo miedo. 

El dolor que Vio había experimentado ese día estaba vívidamente grabado en su ser. Habían pasado dos años y la primavera se abría paso danzando, pero cuando cerraba los ojos, todo lo que podía ver era ese paisaje nevado. Lo que había sucedido ese día todavía existía como una sombra en su corazón.

-Si eso es lo que desea... entonces lo entiendo.-  El devoto mayordomo se inclinó una vez y salió de la habitación.

En silencio, Vio bajó la mirada. Su rostro adquirió una luz apologética mientras escuchaba el sonido de la puerta cerrándose.


NOTAS DEL TRADUCTOR: 

1. En la traducción dice clutching que significa: agarrar fuertemente, pero para que hiciera más sentido decidí dejarlo como “arrugar”.

2. Burdel es un prostíbulo xddd

No lo justifico pero empiezo a entender a Erik xdddd

También Vio es muy lindo, lo amo :3333 💓

 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario